Sobre o Pragmatismo de Obama na grande imprensa


Deixando de lado as intenções voltadas para atender às questões sociais, a grande imprensa internacional considera como mais importante a mudança que Obama estaria fazendo com as nomeações atuais: unir o país, estender pontes, encontrar consensos, incluir republicanos em seu governo.

Pelo que parece, a grande imprensa é que não muda quando se faz necessário buscar as alternativas para solucionar as questões sociais.

Seja como for, reproduzimos aqui o refinado artigo que a jornalista de TVE Anna Bosch publicou ontem em seu blog. intitulado “El Violín de Obama

***


01 Dic 2008 – El violín de Obama
por Anna Bosch

Lo del violín de Obama se lo leí a un analista en el New York Times, es una metáfora para explicar que Obama sujeta el poder con la izquierda y lo “toca” con la derecha. Como se hace con el violín. Barack Obama se catapultó en las primarias y acabó ganándolas por “la izquierda”.

Una manera de hablar, más que nada, esto de la “izquierda” aplicado a los EEUU porque no se corresponde a lo que por izquierda se entiende en Europa u otras latitudes; en el caso de Obama se refiere fundamentalmente a su oposición a la guerra de Irak.

O sea, que Obama llegó por la izquierda, pero por sus nombramientos podemos adivinar que va a gobernar con la derecha. Para el equipo conómico Obama ha fichado a veteranos de los gobiernos de Bill Clinton, quien, antes que Tony Blair, puso en práctica lo de la tercera vía y la triangulación, la combinación de objetivos sociales de “izquierdas” con políticas económicas de “derechas”. Incluir políticas típicas del otro partido para desarmar sus críticas.

Grosso modo. Algunos de esos veteranos patrocinaron la desregulación de los mercados que es en parte la responsable del desaguisado económico en el que nos encontramos.

En defensa Obama mantiene a Robert Gates, que substituyó a Donald Rumsfeld hace dos años y se ha ganado el respeto de los dos partidos por ser más un gestor sensato que un ideólogo, pero que se opuso a poner fecha a la salida de Irak.

Su consejero de Seguridad Nacional, el de Obama, será el General James Jones, un marine retirado más cercano a los republicanos que a los demócratas y con experiencia en la OTAN. A principios de año alertó en un informe de que “no estamos ganando en Afganistán” y ha asesorado a Barack Obama en la campaña electoral.

Y en Exteriores, para Secretaria de Estado, Obama ha elegido a Hillary Clinton. Por cierto, y es un comentario al margen, con ella serán 4 mandatos sin un hombre blanco dirigiendo Exteriores (Madeleine Albright, Colin Powell, Condoleezza Rice).

Eric Holder (Fiscal General), Janet Napolitano (Seguridad Nacional), Robert Gates (Defensa), Joe Biden (VP), Barack Obama (P), Hillary Clinton (Secretaria de Estado), Gral. James Jones (Consejero de Seguridad Nacional), Susan Rice (Embajadora ante la ONU)

Los adjetivos más habituales con que se ha calificado a los miembros que Obama ha elegido para que formen su gobierno son: moderado, pragmático, experimentado, bipartidista, fuerte.

Entonces, ¿qué pasó con el cambio? ¡Miembros de los gobiernos Clinton e incluso de los gobiernos Bush en el gobierno Obama!¡Hillary Clinton!¡Robert Gates!

En una de las primeras crónicas post-electorales dije que Barack Obama parece formar su gobierno bajo el lema de: cambio, sí, pero no con novatos.

En la tercera rueda de prensa que dio la semana pasada le preguntaron a Barack Obama qué había pasado con el cambio que prometió. Su respuesta fue, más o menos literalmente, que cuando el país está en la
peor crisis económica desde la Gran Depresión y además está metido en dos guerras (Irak y Afganistán) los ciudadanos -no vosotros/nosotros, periodistas, parecía insinuar- no entenderían que el presidente formara un gobierno con novatos y recién llegados a la política nacional. El cambio lo pongo yo -dijo Obama-, yo marco las directrices, los objetivos, y mi equipo con su experiencia encuentra el cómo.

Es decir, Barack Obama es el capitán que marca el rumbo del cambio y para aseguarse de que la nave no va a pique está eligiendo la mejor tripulación para la ocasión. Y, de momento, así lo están valorando mayoritariamente los pundits, los entendidos. Que el país -es la reflexión- no está para cambios bruscos, ni experimentos con novatos.

Entre los sectores más progresistas, sin embargo, empiezan a arrugar la nariz. Votaron por el cambio, el sueño, la esperanza… y se encuentran con que el nuevo lema es PRAGMATISMO. Lo ha dicho hoy Obama al presentar a los elegidos para su equipo de seguridad nacional: “comparten mi pragmatismo”.

Pero, no nos olvidemos, parte del cambio que prometió Obama era unir al país que tan polarizado está, tender puentes, encontrar consensos, incluir a republicanos en su gobierno.

Otra conclusión que sacan es que Barack Obama demuestra con su selección que tiene suficiente confianza en si mismo como para rodearse sin miedo de pesos pesados, gente con mucha más experiencia que él y unos egos superlativos.

En la rueda de prensa de hoy Barack Obama ha dicho “soy un firme defensor de las personalidades fuertes con opiniones fuertes. Quiero alentar el debate en la Casa Blanca”.

Tags: hillary clinton, robert gates, barack obama, gobierno, cambio, pragmatismo

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s